Home > Logia > Sombras en la columna del Norte, Lavagnini.

Sombras en la columna del Norte, Lavagnini.

Sombras en la columna del Norte, Lavagnini.
Sombras en la columna del Norte, Lavagnini
Cuadro de la logia de Aprendiz

Suele ocurrir que hermanas o hermanos, algunos ya oficiales, hacen referencia a la columna del Norte, donde se sientan los aprendices, como un lugar oscuro y protegido de la Luz que ilumina la logia. Tal vez esto se deba por pensar estos que los Aprendices aún no conocen lo suficiente y deben  ser protegidos del conocimiento y la Luz. Sorprendente. Todo lo contrario. Los Aprendices se sientan en la columna del Norte, mirando al Sur, y abren sus trabajos al Mediodía, en el momento de mayor intensidad del Sol. La logia, como puede verse en el tapiz, tiene tres ventanas abiertas por donde pasa la Luz, una en medio de la columna del Sur iluminando plenamente la columna del Norte. Los Aprendices están sentados y trabajan a pleno Sol, no hay sombras, hay conocimiento y exposición para que perciban y aprendan como se  trabaja el Arte Real de Compañeros y Maestros.

De donde viene esta perversión que ha hecho creer a gran número de masones y masonas hispanoparlantes que los aprendices trabajan protegidos y ocultos de la Luz y por ende del conocimiento. Yo puedo señalar a alguien que ha hecho mucho daño: Aldo Lavagnini (Mágister). Se dice que Magister no era masón y otros que era solo martinista… tal vez, no lo puedo certificar pero si que su obra pone el trabajo masónico en un plano que lo acerca más a una escuela de misterios ocultistas que a una de librepensamiento y formación filosófica.  Tal vez siendo generosos se puede decir que el traductor del italiano al español no conociese la Masonería. No sé, pero en su libro Manual del Aprendiz, capitulo Filosofía Iniciática, apartado Asientos y lugares parece que nunca estuvo en una logia y dice:

De ambos lados, Norte y Sur, están los asientos, respectivamente, de los Aprendices, de los Compañeros y de los Maestros: los primeros tiene que sentarse en la región menos iluminada por el Sol por ser incapaces de soportar la plena luz del Mediodía, en donde los Compañeros y Maestros, del lado del Occidente y del Oriente, respectivamente, trabajan con provecho, los primeros ayudando a los segundos.

Según esta descripción los Aprendices trabajan en la penumbra, los Compañeros al Occidente,  los Maestros al Oriente y los Compañeros ayudando a los Maestros. Se puede decir que este párrafo lleno de errores e imprecisiones es el que ha influido en los Maestros que ven la columna del Norte un lugar oscuro y en penumbra; en vez de un lugar orientado al Sur, a pleno Sol, claro y luminoso donde los Aprendices ven, escuchan y aprenden.

9 thoughts on “Sombras en la columna del Norte, Lavagnini.

    1. Sí, pero en este caso la llamada columna Norte es la que está orientada al Sur, al pasaje del Sol. Ese es el error grave de Lavagnini. La llamada columna Norte no mira al Norte, la región fría, mira al Sur.

  1. Me gusta este artículo de masonería Mixta
    Siempre he pensado en esa idea de la columna de aprendices fría y oscura como un gran error que me choca con mi impresión de hermanos y hermanas iniciados con la ilusión y la fuerza que muchos perdemos a veces
    Una columna llena de experiencias personales y conocimiento que vienen a refrescar la vida del taller
    Tienen ganas de participar, esperan pacientemente aprendiendo la ocasión de aportar
    Nosotros solo les enseñamos a canalizar mejor su experiencia exteriorizando su luz interior
    Para mí es una columna que brilla por descubrir
    Por eso es bella

    Ines

  2. Mucho tiene que ver con la masonería mexicana. Soy de México, y nuestro ritual del REAA ha sido influido en gran parte por tendencias de todo tipo, tanto que difiere en gran medida a su versión europea. Lavagnini vivió gran parte de su vida en México, y es donde funda una escuela ocultista “biosófica”… mucha de la literatura en el país, de la que se recomienda en las logias, es de este tipo… suele hacer mucho humo y aleja de un punto de vista objetivo… Dá mucho qué pensar.

    Me agradó el artículo, saludos fraternales.

  3. Sentarse en la columna del norte no solo habla de la poca luz que se recibe, como todo esto es simbólico. Lo que para mi quiere decir es que los Aprendices al estar fuera del templo, como estaban las dos columnas solo hacían trabajos menores. Trabajos que realmente ayudan pero que se debe aprender no solo a trabajar la piedra sino a entender ciertos conocimientos que luego se pondrán en práctica. La oscuridad está dada por la columna de bronce, oscura, que era. Si Magister era o no masón eso es otro tema. Hay que recordar que no hay una sola verdad.

    1. La Luz es intensa en la banca de los Aprendices. Es verdad que su trabajo se realiza fuera del Templo. Cuando entran en él están en silencio e iluminados por el Sol del Mediodía. La columna B es oscura porque al recibir la intensa luz del Mediodía su coolor resulta tostado, casi rojo. Esto puede ponerse en duda pero que los trabajos de Aprendiz comienan al Mediodía y la intensa luz del Sol le alumbra, no.

  4. No hay nada que no puedas aprender,no hay nada oculto,la obscuridad es de la ignorancia no te deja pensar,clarificar.,pero en la luz tienes la vida y te da la oportunidad de enseñar y que te vean quien realmente eres. Por eso Socrates decia: !Solo se que nada se! Cuanto mayor es tu conocimiento menor es tu …

  5. Toda luz del sur y la luz de sus tres ventanas llegan al norte esta iluminado completamente el aprendiz, tiene esa gran oportunidad de regocijarse y aprovechar para ampliar sus conocimientos y absorber toda la luz para su beneficio, tiene que estar atento con ojos, oídos y mente para aprovechar esa energia

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: