Home > humanismo > El Espíritu Masónico

El Espíritu Masónico

Escribe Leon Nisand en su obra “Le Temple de Cristal” 1Presentación de la Masonería Liberaly refiriéndose al espíritu masónicoPara conocer realmente la Francmasonería, leer toda una biblioteca no es suficiente y un sólo libro será demasiado“. Esto es así porque, como él mismo afirma, la lectura para un no iniciado de libros sobre la masonería no proporciona más que conocimientos superficiales tanto históricos como literarios. Esto es así porque el espíritu masónico únicamente será aprehendido desde su vivencia, y desde la que accederemos a las claves con las que la lectura algunos de los libros que componen la extensa bibliografía masónica, nos reportarán beneficios que irán más allá de un simple conocimiento enciclopédico, histórico o literario.

Bien es verdad que ese espíritu masónico será diferente en función de la elección que hagamos a la hora de decidir entrar en Masonería. La elección se resume en dos alternativas, la Masonería regular  exclusivamente teista (de acuerdo a los criterios de “regularidad” dictados el 4 de septiembre de 1929 por la Gran Logia Unida de Inglaterra2El 2º y el 3º afirman: 2º principio “La creencia en el Gran Arquitecto del Universo y en su voluntad revelada será condición esencial para la admisión de los miembros”. 3º principio:”Todos los iniciados deberán prestar compromiso sobre el Libro de la Ley Sagrada o los ojos puestos sobre este libro abierto, por el que se expresa la revelación de la Divinidad, a la que el individuo recien iniciado queda irrevocablemente unido, y la Masonería evolutiva, innovadora a partir de la tradición.

¿Cómo dirigirse al Ser Humano contemporáneo? ¿Cual será la elección correcta? Desde nuestro punto de vista es preciso optar por la segunda opción, la representada por la Masonería evolutiva, liberal y, muy importante, respetuosa de las convicciones intimas de cada persona y que en consecuencia propone un mensaje adaptado a nuestros tiempos y aceptable por cualquier persona. Por contra la opción que cultiva el espíritu masónico refrendado por la GLUI sería, en nuestra opinión, algo que se circunscribe a una manera de entender la sociedad de un modo reduccionista, anclado en un tradicionalismo totalmente fuera del tiempo y, sobre todo, dogmático y por ello contrario al ejercicio del librepensamiento que debería ser la base del ejercicio del espíritu masónico

Por otra parte, nada más alejado de la Masonería, y de su espíritu, que la búsqueda de poderes ocultos, la magia o lo que vulgarmente se conoce como esoterismo. Como no podía ser de otra manera en una sociedad iniciática, reivindica el esoterismo del camino interior en la búsqueda de la verdad y del conocimiento por los que se accede a la sabiduría. Frente a la magia la razón y con ella el sentimiento que construye seres humanos plenos.

En definitiva el espíritu de la masonería sería, por tanto, la construcción del Ser Humano libre, libre en la más amplia acepción del concepto: la obtención de espíritu crítico;  buscador incansable de la verdad que no de la Verdad, y trabajador infatigable por el Progreso de la Humanidad entendido este como algo inmaterial.

 

One thought on “El Espíritu Masónico

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: